Foodtech: el futuro de la alimentación

El mundo está cambiando a una velocidad jamás vista por la humanidad. La revolución industrial, que comenzó a finales del siglo XVIII, fue el detonante inicial, pero la revolución tecnológica, impulsada por la creación de internet hacia finales del siglo XX, fue el gran catalizador del cambio que estamos viviendo en la actualidad. 

Las tecnologías que conocemos son cada vez más avanzadas y parece que siempre hay una nueva plataforma virtual para revolucionar la manera en que nos comunicamos con los demás, un fenómeno que se ha fortalecido en la época del covid. 

Paralelamente, la manera en que los seres humanos percibimos la comida ha empezado a cambiar en los últimos años, potenciada por un mayor conocimiento de la ineficiencia del sistema alimentario tradicional y su impacto sobre el planeta y los animales. Este cambio de perspectiva ha estimulado, naturalmente, un giro en la oferta de alimentos a nivel mundial.  De ahí entra el papel crucial de la tecnología de alimentos, o el denominado foodtech.

¿Qué es el foodtech?

foodtech

El foodtech como concepto no es nada nuevo. Nuestros antepasados ya modificaban los alimentos hace miles de años. Hasta el proceso de sumergir los alimentos en sal para preservarlos se puede considerar una manifestación primitiva de foodtech. 

Sin embargo, el foodtech como término ha tenido, sin duda, una mayor relevancia en la modernidad, ya que representa los cambios sofisticados que actualmente estamos viviendo. El foodtech de hoy en día no es un término simple y conciso, sino uno que engloba todos aquellos agentes que aplican la tecnología a la cadena de valor agroalimentaria, desde la producción hasta el consumo del alimento, aportando eficiencia, seguridad y una mejora importante de la sostenibilidad. 

El foodtech de hoy en día va mucho más allá de la mera preservación y alteración de los alimentos. Es todo un sistema que abarca otras tecnologías que convergen para mejorar y agilizar el sistema alimentario de este siglo, y afecta a la innovación en toda la cadena de valor agroalimentaria. 

Tanto la alimentación como la tecnología de alimentos están interconectados y afectan no solo a la manera en que comemos, sino a la vida terrestre en sí.

El foodtech es el nuevo internet 

Hace unas cuantas décadas, el internet era la ola de oportunidades que había que aprovechar. Desde 2019, cuando Beyond Meat llegó a ser la primera empresa foodtech en cotizar en la bolsa de Nueva York, la industria de los alimentos plant-based se consolidó como la nueva ola de inversión que había que aprovechar. Dicha salida a bolsa fue la más exitosa desde que Yahoo lo hiciera en 1996. 

En 2019, la inversión en las startups de foodtech a nivel global llegó a tener un valor de 19.800 mil millones de dólares según AgFunder. Solo en Europa, la inversión en las startups de este sector -cada vez más dominado por los alimentos de origen vegetal- creció un 106 % en comparación con el año anterior.

Paralelamente, hay otro sector dentro del ámbito foodtech que está causando revuelo a nivel mundial, y es el de la carne cultivada. Según la consultora McKinsey, que opera a nivel mundial, esta industria tendrá un valor de aproximadamente 25.000 millones de dólares para 2030, además de presentar oportunidades dentro y fuera de la industria alimentaria actual. 

Aunque esta área del foodtech apenas acaba de nacer, en 2020 las empresas de carne cultivada ya habían recaudado 366 millones de dólares, seis veces más que el año anterior. 

Como era el caso de internet hace unas décadas, el sector foodtech es, y seguirá siendo cada vez más, un gran motor de la economía mundial. 

Las tecnologías que aplican a la industria alimentaria

Las tecnologías empleadas para los alimentos de la actualidad son numerosas, y seguirán evolucionando. Estas son las de mayor impacto en el foodtech. 

foodtech

Blockchain: Lanzada en 2011 con el fin de rastrear las transacciones de la criptomoneda bitcoin, Blockchain es un sistema mediante el cual se pueden hacer transacciones entre personas en el mundo entero sin necesidad de intermediarios. 

Tecnologías de fermentación: Estas son tecnologías de desarrollo de microbios para alterar un determinado sustrato o producir biomasa especializada. Los seres humanos hemos acudido a los procesos de fermentación durante miles de años para crear y alterar los alimentos y las bebidas. 

Bioprinting: La impresión biológica es la aplicación de tecnologías de microfabricación a la producción de alimentos con textura con características funcionales. Utiliza las células y biomateriales para crear estructuras parecidas a los órganos y deja que las células se multipliquen. Esta tecnología tiene aplicaciones muy prácticas en el foodtech, sobre todo para crear alimentos de origen vegetal con sabor a carne o a base de células cultivadas. 

Tecnología celular: Hablando de células cultivadas, esta tecnología se utiliza para la manipulación a nivel celular que permite la industrialización de las líneas celulares. Las células se pueden conseguir con una pequeña muestra del animal, sin ningún tipo de sufrimiento. De ahí se cultivan las células obtenidas con el potencial de crear una cantidad significativa de carne sin siquiera tener que sacrificar, ni lastimar, al animal. 

Internet of Things: Es el conjunto de dispositivos, redes de comunicación y servicios centrales que permiten obtener datos y automatizar diferentes sistemas. La digitalización inalámbrica de la industria de alimentos actual es clave para la eficiencia del sistema, sobre todo teniendo en cuenta la necesidad de comunicación instantánea de un sistema al otro para la producción de los alimentos. 

Robotics: Automatiza la creación y procesamiento de alimentos y puede eliminar los riesgos manuales en la línea de producción. Esta tecnología aumenta la eficiencia de la producción de alimentos además de mejorar la calidad. 

Data Management: La administración de información es un conjunto de sistemas de análisis y modelado de información mediante tecnologías de bases de datos o inteligencia artificial. Para la producción de alimentos a una escala masiva, el papel del Data Management es clave para mantener un registro confiable y actualizado de cada producto que entrará en el mercado. 

Logística automatizada: Se utiliza para la conducción autónoma, mejora de logística de flotas y logística de última milla.  

E-commerce: Esta tecnología consiste en herramientas tecnológicas que permiten implementar sistemas de intermediación electrónica, tanto entre empresas como particulares. Se estima que los ingresos del e-commerce para el sector de alimentos superarán los 25.700 millones de dólares en EE. UU. para 2025. 

Novel Foods: Nuevos ingredientes y formas de producción para la creación de alimentos con un perfil más saludable y sostenible. 

Packaging: Los elementos para la protección y conservación de alimentos en estado saludable, eliminando productos derivados del petróleo. Muchas corporaciones se están enfocando en la implementación de envases ecológicos y biodegradables, además de la reducción de materiales excesivos para proteger a los alimentos en el mercado. 

El foodtech en España 

No hay duda de que la gastronomía forma una parte integral de la cultura española. Es por esta razón que el país no deja de generar cada vez más startups en el mundo del foodtech. El sector de la gastronomía representa hasta el 33 % del PIB de España, según un informe de la consultora multinacional KPMG.

En España contamos con más de 400 startups en el sector foodtech, según el informe “El estado del foodtech en España 2020” realizado por Eatable Adventures. Estas empresas son muy jóvenes, pues más del 60 % tienen menos de tres años y el 13 % fueron creadas en el último año, en pleno momento de pandemia. Además, la mayoría (35 %) son modelos Direct to consumer, cuyo crecimiento se ha disparado a raíz de la pandemia.

foodtech

“Foodtech in Spain: Fuelling a More Sustainable and Efficient Food System” by ICEX

 “La tecnología nos ha permitido desarrollar la carne 100% vegetal que reduce en un 99% las emisiones de gases respecto a la carne animal. La tecnología permitirá crear el sistema alimentario que la sociedad necesita,” aseguró Marc Coloma en una entrevista con Eatable Adventures.

Coloma es el cofundador de Heura Foods, la empresa de carne vegana de Barcelona que el mes pasado anunció la obtención de 16 millones de euros en una ronda de inversión. Sin embargo, el emprendimiento en este ámbito aún no ha alcanzado la talla de otras potencias, como Alemania, Israel, o Estados Unidos. 

Creo que [en España] se han dado pasos importantes e iniciativas de apoyo al emprendimiento que favorecen el enriquecimiento y desarrollo de la cultura emprendedora desde los entornos educativos, pero siempre se puede hacer más,” afirmó Iñigo Charola en una entrevista con Eatable Adventures. Charola es el CEO de BioTech Foods, otra empresa de proteína alternativa que nació en San Sebastián, España en 2017. 

No hay duda de que las cosas están cambiando en España, y el sector foodtech juega un papel cada vez más importante en el país. En enero de 2021 se anunció que el gobierno español invirtió 250.000 euros en NovaMeat, una empresa que imprime bistecs de origen vegetal, y le otorgó 5,2 millones de euros al anteriormente mencionado BioTech Foods para el desarrollo de la carne cultivada con células.   

El papel de Eatable Adventures impulsa la tecnología en la industria alimentaria

Eatable Adventures impulsa Spain FoodTech Startups Program, un programa de aceleración cuyo propósito es apoyar el desarrollo de proyectos de este ámbito con una base tecnológica sólida.

Este programa -que cuenta con el apoyo del Centro Nacional de Tecnología y Seguridad Alimentaria (CNTA) y de ICEX España Exportación e Inversiones. – ya tiene a sus cinco startups finalistas: Cocuus (bioimpresión a gran escala de productos plant-based análogos a los tradicionales de proteína animal), Proppos AI (IA y visión por computador para ofrecer una solución de pago desatendido en foodservice y supermercados), Innomy (productos sustitutivos de la proteína animal basados en el cultivo de micelio de hongos), H2 Hydroponics (diseña, opera y entrega a plena capacidad instalaciones hidropónicas de vertical e indoor farming en países con climas extremos) y MOA foodtech (biotecnología e IA para convertir los residuos y subproductos de la industria agroalimentaria en una next generation protein con alto valor nutricional y 100 % sostenible).

Las cinco empresas emergentes contaron, durante seis meses, con un plan de aceleración personalizado con el acompañamiento tecnológico de CNTA, que está enfocado en lograr su desarrollo y consolidación tecnológica.

Eatable Adventures también colabora con corporaciones en el sector agroalimentario. Un ejemplo de ellos es el lanzamiento de Mylkcubator en colaboración con Pascual Innoventures, el primer programa global de incubación para proyectos científicos de agricultura celular y la fermentación en la industria láctea.

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!
Configuración de privacidad

Cuando visita cualquier sitio web, puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus servicios de cookies personales aquí.


Con el fin de navegar a través de nuestro sitio web, las siguientes cookies técnicas son necesarias para una navegación adecuada.
  • Redux_current_tab
  • Redux_current_get
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined
  • wordpress_gdpr_privacy_policy_accepted
  • Wordpress_test_cookie

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios